Del Llano, sobre la exposición de Suisekis