Usted está aquí: Inicio / Noticias / Parla realiza la campaña anual de control de la oruga procesionaria del pino

Parla realiza la campaña anual de control de la oruga procesionaria del pino

Como cada año, el Ayuntamiento de Parla –a través de la concejalía de Sostenibilidad y Servicios a la Comunidad- está llevando a cabo la campaña de control de la oruga procesionaria del pino, que comenzó la semana pasada, dura alrededor de un mes y que completa el plan de prevención que el consistorio realiza durante septiembre y octubre.
06/03/2015
Parla realiza la campaña anual de control de la oruga procesionaria del pino

El plan de control de la oruga procesionaria de lleva a cabo en zonas verdes, calles y patios de centros educativos con pinos

La campaña se realiza en zonas verdes, calles y patios de centros educativos en los que hay pinos. Así, hoy viernes se fumiga en las calles Pablo Sorozábal y Pablo Casals y el sábado se actuará en los colegios públicos Luis Vives y María Moliner.

La procesionaria es una mariposa que en su fase de oruga, puede producir irritaciones, urticarias y alergias a personas y animales si se tocan sus pelos urticantes.

Para evitar el riesgo que supone que las orugas puedan ser tocadas involuntariamente por los vecinos, la concejalía está llevando a cabo una campaña curativa para controlar la población del insecto en las zonas de pinos. La campaña de fumigación y retirada de los bolsones en los que anidan se realiza desde la semana pasada en zonas verdes públicas - Parques de la Dehesa Boyal, Las Comunidades y La Fuente o Plaza del Agua, entre otros puntos- y en centros educativos públicos en cuyos patios hay plantación de pino.

La campaña, que también incluye la instalación posterior de trampas de feromonas y retirada y quema de bolsones, se prolonga aproximadamente un mes. La duración depende de varios factores, como las condiciones climatológicas, los ciclos de la oruga o la efectividad de los tratamientos preventivos.

En este sentido, durante la segunda mitad del mes de septiembre y la primera quincena de octubre, la concejalía de Sostenibilidad llevó a cabo el Plan de prevención contra la procesionaria, mediante la fumigación con insecticida para controlar la población adulta y con ovicida para disminuir la puesta y eclosión de los huevos.