Usted está aquí: Inicio / Noticias / El Ayuntamiento vuelve a concentrarse en repulsa por la muerte de una mujer de 62 años, que murió quemada por su compañero en Aranda de Duero

El Ayuntamiento vuelve a concentrarse en repulsa por la muerte de una mujer de 62 años, que murió quemada por su compañero en Aranda de Duero

La concejalía de la Mujer ha realizado una nueva concentración en repulsa por el asesinato de una mujer, de 62 años y vecina de la localidad burgalesa de Aranda de Duero, que murió en la madrugada del pasado sábado, tras ser quemada, días antes, por su compañero sentimental. La mujer se encontraba en estado crítico desde que sucedieran los hechos al presentar quemaduras en el 90 por ciento de su cuerpo y un fallo multiorgánico por inhalación de humo. Los vecinos del edificio declararon que las peleas entre la pareja eran habituales.
06/05/2008

Los hechos ocurrían sobre las tres de la madrugada del sábado cuando la vivienda del sexto piso de la Avenida Murillo de la localidad ardía y H.S.S resultó herida de gravedad, aunque sorprendentemente pudo llegar al Hospital de los Santos Reyes de la localidad, andando y descalza. En el suceso también resultó herido su compañero sentimental, un hombre con iniciales T.M.E, de 73 años, que presentaba quemaduras en los brazos, por lo que fue remitido al Hospital General Yagüe de Burgos.


Tras las investigaciones de la Policía Judicial de Valladolid, el hombre fue detenido acusado de un delito de violencia de género ya que se encontraron restos de un acelerante en su domicilio que podría ser gasolina, con indicios suficientes para que los agentes policiales certificaran que el incendio no fue accidental.


Además, de manifestar la enérgica repulsa contra la violencia contra las mujeres, la corporación municipal se comprometió a apoyar a las organizaciones sociales que defienden la igualad y específicamente a las mujeres que trabajan con víctimas de la violencia de género; continuar poniendo en marcha programas educativos y campañas donde los hombres sean una herramienta más para erradicar esta violencia e impulsará programas específicos para abordar la situación de las mujeres en situaciones de especial vulnerabilidad en la ciudad; colaborar con la Comunidad de Madrid y el Gobierno central para poner a disposición de las mujeres víctimas todos los recursos que necesiten, al tiempo que solicitar a ambas administraciones que aumenten las partidas que transfieren a las corporaciones locales para aumentar las actuaciones contra la violencia de género, en desarrollo de las actuaciones recogidas en la ley 3/2004.

Entre los acuerdos, también se encuentra pedir al gobierno regional que promueva planes de igualdad en los centros educativos y que se contemple la violencia de género como un problema grave de Salud Pública dentro de los Planes de Salud.

Imágenes