Usted está aquí: Inicio / Noticias / El Ayuntamiento no asumirá el pago de la luz en la calle Toledo 15 porque no es de titularidad municipal

El Ayuntamiento no asumirá el pago de la luz en la calle Toledo 15 porque no es de titularidad municipal

Según un informe vinculante del Consejo Consultivo de la Comunidad de Madrid sería ilegal que el Consistorio pagara la luz.
26/09/2016
El Ayuntamiento no asumirá el pago de la luz en la calle Toledo 15 porque no es de titularidad municipal

El informe refleja que poner el contrato de luz a nombre del Ayuntamiento sería un acto “que carece de cobertura legal y resulta nulo de pleno derecho”

Este lunes Iberdrola ha cortado el suministro de luz en la calle Toledo 15, tras meses de impagos de parte de los inquilinos y de la anterior fundación que gestionaba el inmueble, Toda Ayuda. Ante esta situación, el Ayuntamiento de Parla quiere dejar claro que no va a asumir el pago de la luz de este edificio porque “no es propiedad municipal”. Así lo recoge un informe vinculante emitido por el Consejo Consultivo de la Comunidad de Madrid en abril del año pasado, que añade que si el Ayuntamiento asumiera estos pagos sería ilegal y podría incurrir en un delito de prevaricación.

El alcalde de Parla, Luis Martínez Hervás, ha ofrecido hoy una rueda de prensa flanqueado por los seis concejales de su equipo de Gobierno para explicar cuál es la situación actual del edificio de la calle Toledo 15 y cuáles son las medidas que ha tomado y que va a tomar el Ayuntamiento en esta materia.

El edificio de la calle Toledo 15 es un inmueble de 270 viviendas, originalmente de alquiler municipal, de las que una mayoría están ocupadas ilegalmente desde finales del año 2011. Ese año, UNIFO SA (propietaria del derecho de superficie del edificio) desapareció y desde entonces no ha presentado sus cuentas en el Registro Mercantil. Originalmente, UNIFO pidió crédito a Bankia para construir el edificio de la calle Toledo 15 y ésta vendió sus activos a la SAREB (Sociedad de gestión de Activos procedentes de la Reestructuración Bancaria), conocida como "el banco malo", por lo que ahora es el propietario de las hipotecas de estas viviendas.

A finales del año 2014, la anterior alcaldesa, Beatriz Arceredillo, solicita un informe al Consejo Consultivo de la Comunidad de Madrid para saber cómo actuar en el edificio de la calle Toledo 15. Según dicho informe, con carácter vinculante, poner el contrato de luz a nombre del Ayuntamiento es un acto “que carece de cobertura legal y resulta nulo de pleno derecho”. El informe especifica en primer lugar que se trata de un edificio “que no es propiedad del Ayuntamiento Parla, pues éste constituyó un derecho de superficie a favor de la entidad UNIFO SA”.

La Fundación Toda Ayuda no cumplió con la gestión

El informe añade que el Ayuntamiento de Parla suscribió un convenio con la Fundación Toda Ayuda en abril del año 2013 para que gestionara los alquileres de Toledo 15. Entonces, se estableció el cobro de alquileres de entre 52 y 62 euros para intentar regularizar la situación de los inquilinos ilegales (el precio de los alquileres originalmente era de entre 220 y 240 euros).

Además, anteriores equipos de Gobierno otorgaron dos subvenciones anuales por un total de 130.000 euros a la Fundación “que tenían como finalidad solventar los impagos del gasto del suministro eléctrico que se estaban produciendo”, según recoge el mismo informe.

Sin embargo, esos impagos no se solventaron y en 2014 el equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Parla quiso asumir el pago del contrato de la luz. Esta medida contó con informes desfavorables de todos los habilitados nacionales del Ayuntamiento, que insistieron no había existido “fiscalización previa por parte de Intervención” y que se había prescindido totalmente “del procedimiento legalmente establecido”.

“Este Ayuntamiento no va a asumir en ningún caso el pago de la luz”

En mayo de este año el Ayuntamiento de Parla recibe el dictamen del Consejo Consultivo de la Comunidad de Madrid, que informa de que tomar esta medida sería ilegal. En este sentido, el alcalde de Parla, Luis Martínez Hervás, ha manifestado que “este Ayuntamiento no va a asumir en ningún caso el pago de la luz de Toledo 15 porque es ilegal. El informe del Consejo Consultivo de la Comunidad de Madrid es vinculante y deja claro que realizar esta maniobra sería nulo de pleno derecho”.

“Se trata de un conflicto entre una empresa privada, como es Iberdrola, y un edificio que no es de titularidad municipal. En cualquier caso, el Ayuntamiento está preocupado por la situación en la que puedan quedar las 270 familias que viven en este inmueble. Es una situación altamente compleja para todos, porque algunos inquilinos están ahí legalmente. Por eso, hemos hablado de forma constante con todas las instancias superiores, tanto de Comunidad de Madrid como del Gobierno de España, para que se tomen las medidas oportunas”, ha explicado el regidor.

Reuniones constantes con todas las instancias de Comunidad y Gobierno de España

En los últimos meses, el equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Parla, con Luis Martínez Hervás a la cabeza, ha mantenido reuniones con el Instituto de la Vivienda Social, con la Dirección General de Industria, con la Consejería de Hacienda, con la Consejería de Vivienda y con la Consejería de Servicios Sociales de la Comunidad de Madrid; además de con la Secretaría de Estado del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas y con la Delegación del Gobierno.   

Martínez Hervás ha reiterado que el Consistorio no asumirá el pago de la luz en este edificio “porque nuestro primer compromiso es cumplir la Ley y, tal y como reflejan los dictámenes vinculantes del Consejo Consultivo, el suministro de electricidad del edificio de la calle Toledo 15 no puede estar a nombre del Ayuntamiento de Parla porque de lo contrario se estaría cometiendo un delito de prevaricación. Por no entrar en el hecho, que todo el mundo conoce, de que la situación económica de este Consistorio no está para asumir pagos que le son impropios”.

Se ha pedido a Iberdrola que instale contadores individuales

A la llegada del nuevo equipo de Gobierno (en junio de 2015), la deuda con Iberdrola por las facturas impagadas de la calle Toledo 15 ascendía aproximadamente 500.000 euros. Ante la imposibilidad de distinguir qué inquilinos pagaban la luz y quiénes no (en el edificio hay un único contador de luz) el equipo de Gobierno propuso a Iberdrola y a la Sareb la instalación de contadores individuales. “Es una medida que estaban dispuestos a aceptar buena parte de los inquilinos del inmueble. Sin embargo, ambas empresas se negaron a asumir el coste que implica llevarla a cabo”, ha explicado el alcalde.

“Este alcalde no va a prevaricar. El Ayuntamiento no va a asumir el pago de la luz. Desde el Consistorio se ha hecho todo lo que se podía hacer, todas las partes implicadas y las instancias superiores están informadas puntualmente de la situación y esperamos que pueda resolverse de la forma más satisfactoria posible”, ha concluido Luis Martínez Hervás.

Imágenes
Información adicional